Comunicado oficial

Garanticemos que niños y niñas tengan una alimentación nutritiva

2 de agosto de 2021

Foto: UNICEF/OMS

Declaración conjunta de la Directora Ejecutiva del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF), Henrietta Fore, y del Director General de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Dr. Tedros Adhanom Ghebreyesus, con motivo de la Semana Mundial de la Lactancia Materna  

Nueva York/Ginebra, 2 de agosto de 2021 (UNICEF/OMS) — A principios de este año, los gobiernos, donantes, sociedad civil y sector privado se unieron para lanzar el Año de Acción de la Nutrición para el Crecimiento. El Año de Acción es una oportunidad histórica para transformar la manera en que el mundo aborda el compromiso global de eliminar la desnutrición infantil.

La lactancia materna es fundamental para cumplir este compromiso.

Iniciar la lactancia materna durante la primera hora de vida, continuarla de manera exclusiva durante los siguientes seis meses y mantenerla cuando menos dos años más, constituye una poderosa defensa contra todas las formas de desnutrición infantil, incluidas la emaciación y la obesidad. La lactancia materna también actúa como una primera vacuna para los bebés, protegiéndolos de muchas enfermedades comunes en la infancia.

Aunque en las últimas cuatro décadas se han producido avances en las tasas de lactancia materna -con un aumento global del 50% en la prevalencia de la lactancia materna exclusiva-, la pandemia por COVID-19 pone de manifiesto la fragilidad de estos logros.

En muchos países, la pandemia ha provocado interrupciones significativas en la prestación de servicios de apoyo a la lactancia materna, mientras que, de manera simultánea, se ha incrementado el riesgo de inseguridad alimentaria y desnutrición.

Varios países han informado que la industria de alimentos para bebés ha contribuido a agravar estos riesgos, al invocar temores infundados de que la COVID-19 se puede transmitir a través de la leche materna, mientras, de manera paralela, las mismas empresas publicitan sus productos como una alternativa más segura a la lactancia.

Este año, la Semana Mundial de la Lactancia Materna lleva el lema “Proteger la lactancia materna: Una responsabilidad compartida”, para hacer énfasis en que es momento de revisar los compromisos adquiridos a principios de este año dando prioridad a los entornos favorables a la lactancia materna para madres y bebés. Esto incluye:

– Garantizar que el Código Internacional de Comercialización de Sucedáneos de la Leche Materna – que se estableció para proteger a las madres de las prácticas agresivas de comercialización de la industria de alimentos para bebés- sea plenamente aplicado por los gobiernos, personal sanitario e industria.

– Garantizar que los trabajadores de la salud tengan los recursos y la información necesarios para apoyar eficazmente a las madres en la lactancia materna, incluso mediante iniciativas mundiales como la Iniciativa Hospital Amigo del Niño y las directrices sobre asesoramiento en materia de lactancia.

– Garantizar que los empleadores brindan a las mujeres el tiempo y el espacio necesarios para amamantar. Esto incluye una licencia de maternidad remunerada más larga; espacios seguros para la lactancia en el lugar de trabajo; acceso a guarderías asequibles y de buena calidad; así como salarios adecuados y prestaciones universales para los hijos.

A medida que nos acercamos a la Cumbre de Sistemas Alimentarios de la ONU en septiembre y a la Cumbre Nutrición para el Crecimiento que organizará el Gobierno de Japón en diciembre, los gobiernos, donantes, sociedad civil y sector privado tienen la oportunidad de realizar inversiones y compromisos inteligentes para hacer frente a la crisis mundial de desnutrición -incluyendo la protección, promoción y apoyo a la lactancia materna-  fortaleciendo políticas, programas y acciones.

Este no es el momento para reducir el tamaño de nuestras ambiciones, sino de apuntar más alto. Estamos comprometidos en lograr que el Año de Acción de la Nutrición para el Crecimiento sea un éxito, garantizando que el derecho de todos los niños a una alimentación nutritiva, segura y asequible y a una nutrición adecuada se haga realidad desde el principio de la vida, empezando por la lactancia materna.

 

###

 

Para más información, póngase en contacto con

Helen Wylie, UNICEF Nueva York, Tel: +1 917 244 2215, hwylie@unicef.org

Pippa Haughton, OMS Ginebra, Tel: +41 22 791 2332, haughtonp@who.int o mediainquiries@who.int

 

Sobre UNICEF

UNICEF trabaja en algunos de los lugares más difíciles del mundo, para llegar a los niños más desfavorecidos. En más de 190 países y territorios, trabajamos para todos los niños y niñas, en todas partes, para construir un mundo mejor para todos.

Para más información sobre UNICEF y su trabajo en favor de la infancia, visite www.unicef.org

Siga a UNICEF en sus redes sociales: TwitterFacebookInstagram and YouTube

 

Sobre la OMS

La Organización Mundial de la Salud ejerce el liderazgo mundial en materia de salud pública dentro del sistema de las Naciones Unidas. Fundada en 1948, la OMS trabaja con 194 Estados Miembros, en seis regiones y desde 149 oficinas, para promover la salud, mantener el mundo seguro y servir a los vulnerables. Nuestro objetivo para 2019-2023 es garantizar que mil millones de personas más tengan cobertura sanitaria universal, proteger a mil millones más de las emergencias sanitarias y proporcionar a otros mil millones de personas una mejor salud y bienestar. 

Para obtener información actualizada sobre COVID-19 y consejos de salud pública para protegerse de los coronavirus, visite www.who.int y siga a la OMS en sus redes sociales: TwitterFacebookInstagramLinkedInTikTok,  PinterestSnapchatYouTube,  Twitch.

 

Contactos con medios de comunicación:

 mediainquiries@who.int