Noticias

Iniciativa BIOFIN del PNUD y el Banco de México impulsan diálogo para enverdecer al sector financiero

7 de junio de 2021

Foto: PNUD México

Ciudad de México.- En el marco de las actividades de la solución de financiamiento “Enverdeciendo al sector financiero“ de la Iniciativa BIOFIN, el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) en México y el Banco de México organizaron la ponencia magistral “El rol del banco central para un desarrollo sostenible”, la cual fue impartida por la Maestra Irene Espinosa Cantellano, Subgobernadora del Banco de México y, previo a la cual participó Lorenzo Jiménez de Luis, Representante Residente del PNUD en México.

La solución de financiamiento de BIOFIN, “Enverdeciendo al sector financiero” tiene el objetivo de fomentar el papel del sector en la transición hacia una economía más sustentable y que maximice las oportunidades de desarrollo económico y social.

En su participación, el Representante Residente del PNUD en México ofreció un panorama de la Agenda 2030, los retos de desarrollo en México y su vinculación con el sector financiero. Destacó el rol y la trayectoria de trabajo del PNUD con el sector financiero mencionando, entre otros resultados, la publicación del Informe de desarrollo sostenible del sector bancario, elaborado en conjunto con la Asociación de Bancos de México.

Finalmente, expresó el interés del PNUD para trazar una hoja de ruta con el sector financiero que contribuya a integrar los objetivos de desarrollo de forma transversal y que fomente el rol de las finanzas en la transición hacia una economía más sustentable.

Por su parte, la Subgobernadora Irene Espinosa Cantellano, ofreció por medio de su ponencia, un panorama completo sobre las acciones que realiza el Banco de México para transitar hacia una economía ambientalmente sostenible, inclusiva y competitiva. Comenzó subrayando la dependencia del sistema financiero en el capital natural, y los riesgos financieros que conlleva la pérdida de biodiversidad, remarcando por ejemplo la enorme fragilidad de las cadenas de suministro y su dependencia en naturaleza.

Destacó el rol del Banco en iniciativas internacionales como la Red para Enverdecer el Sistema Financiero (NGFS, por sus siglas en inglés), de la cual es miembro fundador y líder en dinámicas de mercado donde fortalece las condiciones y factores clave del mercado bancario y de capitales para el desarrollo e innovación de finanzas verdes.

Adicionalmente, presentó los últimos avances a nivel nacional e internacional sobre mejorar la disponibilidad de datos a través de guías de inversión sostenible, indicadores, recomendaciones y procesos para el análisis y gestión de riesgos climáticos y ambientales. En México, estas acciones se reflejan en las acciones del Comité de Finanzas Sostenibles (CFS) conformado por representantes de siete autoridades financieras, un invitado del gobierno federal responsable de la Agenda 2030 y seis observadores de la industria financiera mexicana.

Destacó el papel del CFS para estructurar el diálogo en torno a la integración de los riesgos climáticos y ambientales en las estrategias financieras, el establecimiento de reglas claras para empresas e intermediarios, la definición de una taxonomía nacional de inversiones sostenibles y el establecimiento de una agenda para capitalizar las oportunidades de transitar hacia una economía sostenible. El Banco de México ha incorporado criterios de inversión ambientales, sociales y de gobernanza y excluye de su cartera activos que no estén alineados a estas estrategias, criterios y prioridades.

En concordancia con la Agenda 2030, destacó que el financiamiento del desarrollo sostenible enfrenta una brecha financiera significativa, y bajo un escenario de recursos limitados, es imperativo incrementar los flujos de financiamiento de todas las fuentes en inversiones que maximicen el impacto social y ambiental. Afirmó que sí se pueden apostar por ese tipo de inversiones y mencionó ejemplos que atienden esta problemática como el Bono Verde o el Bono Social de Género, instrumentos de financiamiento emitidos por FIRA con objetivos claros de inversión en proyectos de alta rentabilidad social y ambiental.

Finalmente, tanto la Subgobernadora como el Representante Residente del PNUD destacaron la necesidad de continuar con estas acciones de diálogo y difusión e incrementar el acercamiento entre el sector financiero y las organizaciones del sector ambiental y social. Para lograrlo, BIOFIN contribuirá en su papel como plataforma intersectorial e interinstitucional.